Un nuevo año

Lo primero de todo es daros la felicitación y desearos a todos un año lleno de cosas buenas, interesantes, que esa luz que nos ilumina cada día se haga más fuerte y brillante a medida que pasan los días. Que el ánimo, la alegría nos visiten muchas veces durante estos meses que nos esperan durante el año 2009. Sobre todo los buenos pensamientos, las buenas acciones, los mejores deseos para que este mundo que se desmorona poco a poco, que no se da cuenta de lo que pasa a nuestro alrededor, frenar ese acelerado ritmo de vida, para caer en la cuenta de que podemos hacer un mundo mejor.

Yo espero tan solo, paz, serenidad, auto control, buenas intenciones, y sobre todo dar gracias, si dar gracias, por vivir donde vivo, por mi familia, mis amigos, mi trabajo, mi vida, por respirar cada día, por levantarme con buen humor, con ganas de vivir…..

Me gustaría que el mundo no fuera perfecto, pero tampoco tan imperfecto como lo estamos haciendo. Me gustaría que el sufrimiento, la paz, la humanidad, la sencillez, todas esas cosas llenaran nuestra alma, nos inundaran los pulmones, nos ahogaran en la garganta para darnos cuenta de que muchos somo unos privilegiados, vivimos en un mundo con demasiadas cosas, con demasiadas preocupaciones banales, con un ritmo de vida que no nos deja pararnos unos minutos y escuchar lo que tenemos alrededor.

Se que muchos piensan que son tonterías, que son bobadas, que todo es literatura barata, pero creo que si al menos una vez al día pensamos en los demás, damos las gracias, nos paramos a pensar los agradecidos que tendríamos que estar muchos de tener todo lo que tenemos, nos daríamos cuenta de cuantos miles, o millones de personas no tienen nada, y lo más impresionante es que no se quejan, viven una vida llena de penurias, de hambre, de pobreza y su alma es feliz. No sienten esa necesidad imperiosa de tener tantas cosas materiales, de vivir en la opulencia, de tener de todo, en sus caras se refleja la felicidad, esa que solo se consigue cuando te has desecho de todo lo material, esa que nace de dentro, de las cosas que nos se pueden tener, tocar, ver, creo que esa es la verdadera felicidad.

He el aspecto de mi blog, me apetecía darle otro aire, y he puesto una cabecera con una foto mía y de mi hijo,  él es la riqueza más grande, mi tesoro, creo que si me tuviera que ir a una isla, solo me llevaría a mi hijo, no se necesita mucho para ser feliz, pero si que se necesita mucha fuerza de voluntad para creer, y sentir que las cosas materiales no sirven para nada. Al final, nadie se lleva nada, solo nos llevamos las buenas obras, el amor, la amistad, los buenos momentos….

Feliz 2009!!!

Marian

Acerca de Marian

Escribo relatos cortos, poemas, reflexiones y otras cosas de interés general, me encanta estar informada de todo lo que pasa en el mundo. S
Esta entrada fue publicada en Diario de una mariposa, General, Reflexiones diarias. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Un nuevo año

  1. Alberto. dijo:

    Feliz Año Nuevo para ti también, Marian. Espero que haya empezado muy bien. Saludos y besos.

  2. Momo dijo:

    Tienes razón nadie se lleva nada al otro bando. No sé si era Lope de Vega que dijo eso de: “Viviendo todo falta, muriendo todo sobra”

    Feliz año 2009

  3. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s