Iñaki – segunda parte….

En pocos meses Roke se dio cuenta que Iñaki se estaba distanciando, empezaba a darle excusas para salir juntos, intentaba no coincidir en el apartamento a horas que sabía que Roke estaba, poco a poco dejo de salir, se iba a la biblioteca y allí estaba hasta altas horas de la noche, ponía la excusa de que tenía un caso importante y tenía que dedicarle 48 horas al día. Un día Roke se dio cuenta de que Iñaki se estaba separando de él, lo evitaba, no salía nunca con él, no hablaban como antes, siempre había un motivo para no juntarse, así que decidió poner fin a aquella situación, le dijo que tenían que quedar en un restaurante que había un compañero que necesitaba a un abogado y se lo había recomendado. Iñaki no imaginó que era una trampa, así que, quedaron a las nueve el restaurante las Neiras. Cuando Iñaki llegó se extraño que no estuviera el amigo de Roke, este le pidió que se sentará y le contará que estaba pasando, llevaban más de diez años juntos y ahora de repente su actitud hacía él era algo extraña. – Mira Roke no pasa nada, simplemente estoy cansado, llevamos mucho estrés estoy llevando varios casos juntos y necesito toda la concentración posible.-le dijo Iñaki intentando sacárselo de encima, intentando que su amigo no se diera cuenta de cual era la verdadera razón de aquel alejamiento.- – No me engañes, creo que esa no es la razón, me gustaría que fueras sincero conmigo, no entiendo esta actitud hacía mi, éramos grandes amigos, hemos estado muchos años juntos, nos lo contamos todo..¿no..?..o, ¿no me has contado todo, hay algo que debiera saber, Iñaki?-le pregunto Roke con un tono de coacción para ver si Iñaki decía algo.- – No, no te oculto nada, de verás…-la voz de Iñaki lo había delatado, en ese momento lo delato la inesperada torpeza, de repente se puso a tartamudear, haciendo que Roke se diera cuenta de que le estaba ocultando algo, algo gordo y grande, porque siempre se lo habían dicho todo. – Pues entonces, ¿porque tartamudeas, te ha pasado algo, tienes algún problema con alguien?, ¿es que no tienes la suficiente confianza para contárselo a tu mejor amigo, a tu casi herma….?-antes de pronunciar aquella palabra de repente Iñaki se puso las manos en la cara y contesto a Roke..- – Tu no eres mi hermano, jamás lo serás ni he deseado nunca eso, para mi eres…eres…, no puedo decírtelo, es algo que me esta carcomiendo por dentro, lo siento. -Iñaki se levanto rápidamente y de repente hecho a correr hacía la salida del restaurante, dejando con la boca abierta a Roke. Roke salió corriendo detrás de él, pero no logró saber por donde se había ido. Entró en el restaurante y pidió para comer, había reservado mesa y en este restaurante se pagaba por adelantado la reserva. Además pensó que quizá era mejor dejar a Iñaki en estos momentos solo. Iñaki se fue corriendo por una de las calles estrechas de la ciudad, iba caminando con la cabeza mirando el suelo, sin rumbo ni sentido, había estado casi a punto de desvelar el secreto mejor guardado, lo único que le preocupaba en estos momentos, el verdadero sentido de su vida, y no había tenido valor de decirle lo que sentía por él. Ahora no sabía como actuar, vivía con él y le debía una explicación a la conducta que últimamente estaba teniendo con la persona que más quería, la que había estado más tiempo a su lado, pero también alguien que no podía perder. Se preguntaba porque no había tenido el valor de preguntarle, de contarle lo que le estaba sucediendo, quizá el miedo al desprecio, al abandono, o la repulsión por su condición era lo que le paraba, lo que le catapultaba en el fondo de su existencia. Pero, había llegado un momento en que debía tener el valor de confesar ese amor que sentía aún sabiendo que Roke era heterosexual, que le pirraban las mujeres, siempre que salían era el príncipe de las fiestas, el que ligaba, el que todas querían estar con él. Iñaki volvió a casa sobre las once de la noche, no estaba Roke, le extraño normalmente no salía de noche entre semana, pero quizá le había surgido algo. No por costumbre, pero alguna vez lo habían llamado del servicio técnico del Ayuntamiento si había algún problema técnico en los transportes nocturnos. Fue a la cocina y se preparo un bocadillo, que no llegó a probar, puso la televisión estaban emitiendo un partido de básquet, no le iban muchos los deportes, pero en aquel momento toda su atención, todos sus pensamientos no estaban en aquel aparato ni en lo que estaban emitiendo, así que le daba igual el canal que fuera. De repente se oyó un ruido en la habitación de Roke, se oían voces, susurros más exactamente, Iñaki se sobresalto, no había oído nada al entrar, ni tan siquiera un pequeño sonido que le hubiera hecho pensar que estaba en casa.

Mañana continua…..

Acerca de Marian

Escribo relatos cortos, poemas, reflexiones y otras cosas de interés general, me encanta estar informada de todo lo que pasa en el mundo. S
Esta entrada fue publicada en General, Reflexiones diarias, Relatos. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Iñaki – segunda parte….

  1. Marian dijo:

    Gracias Ernesto por leerme y por el pirotpo de mi pagina, tenía ganas de poner un poco de color a mi vida…ja,ja,jaaa que últimamente la tengo bastante nublada!!!
    Besosss
    Marian

  2. Ernesto dijo:

    Buen desarrollo de la trama que crece en cuanto a su ritmo narrativo; consigues que sigamos pendiente de la evolución y empecemos a imaginar posibilidades. En vilo… abrazos agradecidos.

    Por cierto, me gusta tu cambio de look de la página,

  3. Pingback: Bitacoras.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s